¿Cómo evitar lesiones en el esquí?

Esquí

Ahora que estamos en plena temporada de deportes de invierno, es un buen momento para hablar sobre cuáles son las principales lesiones en el esquí, una de las actividades más populares en estas fechas de frío y nieve. Te invitamos a quedarte un rato con nosotros para hablar sobre las principales lesiones en este deporte y cómo podemos prevenirlas.

Cuando subimos a las pistas de nuestra estación predilecta, nuestro objetivo tiene que ser disfrutar de la nieve por todo la alto, pero nunca deberíamos sacrificar nuestra integridad física. El Dr. Domingo Delgado, un prestigioso traumatólogo afincado en Madrid, nos habla en su blog de las causas más frecuentes de lesión.

El Dr. Domingo nos comenta que las lesiones que más abundan son las que afectan a la rodilla, con un 37% de incidencia entre los practicantes de esquí.  A continuación nos encontramos con las lesiones de hombro, con un 12%, las cuales suelen ocurrir cuando se intenta frenar una caída con los brazos. Para finalizar, hay que destacar las lesiones de tronco y cadera, ambas con un 11% del total.

Esquí

La buena noticia es que la mayoría de las lesiones provocadas por la práctica del esquí son leves. Como apunta el doctorAleix Vidal, director del Centro Médico Baqueira y de Boí-Taüll Resort, de todas las incidencias que pasan por sus manos, «la mitad son contusiones o estiramientos sin mayores consecuencias. De hecho, el 90 por ciento de los accidentados se resuelve en el ambulatorio. El esquí es menos peligroso que el fútbol e igual que el ciclismo».

Ahora que ya sabemos cuáles son las lesiones más comunes, vamos analizar sus principales causas:

Falta de preparación

El esquí es un deporte bastante exigente a nivel físico y técnico. requiere un buen estado de forma, ya que combina fuerza, flexibilidad y resistencia casi a partes iguales. Además, hay que tener una buena capacidad de reacción.

Material o indumentaria deficiente

Es imprescindible el uso de material adecuado para una práctica sin riesgos. La bota, por ejemplo, tiene de adaptarse correctamente al pie, con un buen agarre en talón y puente pero que permita mover los dedos. Además, las fijaciones son de gran importancia: es esencial ajustarlas en función de las características de cada persona (peso y grado de experiencia).

Calentamiento insuficiente

Como en cualquier otro deporte, antes de practicar el esquí es necesario calentar la musculatura. Se recomiendan ejercicios de movilidad articular en tobillos, rodillas y cadera, así como un calentamiento suave y progresivo que active la musculatura de todo el cuerpo. De no hacerlo así, el riesgo de sufrir una lesión sube de forma considerable.

Cansancio

Muchas de las caídas que se producen en el esquí son por culpa del agotamiento. Nuestra capacidad de atención y reacción decrece a la vez que aumenta nuestro cansancio. Por esta razón, es importante tomarse los descansos necesarios para no llegar a un nivel de saturación que ponga en peligro nuestra salud.

Mala calidad de la nieve

Para finalizar, cabe destacar el papel que la calidad de la nieve tiene en los incidentes que se producen en las pistas de esquí. Hay que tener cuidado con la nieve helada, ya que al caer podemos sufrir heridas de mayor gravedad. Sin embargo, hay que tener especial precaución al final de la temporada, con el aumento de las temperatura la nieve es cada vez más húmeda, la cual cosa impide el correcto deslizamiento de los esquís. Esto puede provocar las lesiones de rodilla (principalmente de ligamentos) que ya hemos comentado al inicio del artículo.

Falta de hidratación e ingesta inadecuada

Especialmente en las personas con diabetes hay que controlar la ingesta de hidratos. Es imprescindible seguir el consejo médico. En el artículo que os hemos enlazado, Serafín Murillo nos habla de  la nutrición y el deporte con diabetes. Sobre todo, es imprescindible ser cautos y tomar las medidas adecuadas que nos ha prescrito nuestro diabetólogo.

En definitiva, el esquí es un deporte lleno de emoción y diversión que, si se practica con sentido común, no debería causarnos ningún contratiempo físico. Recordad, ante todo, seguir las indicaciones de vuestro médico y calentar bien antes de la práctica para reducir el riesgo de lesiones musculares y de articulaciones. Si quieres aprender más sobre las lesiones en el esquí, te recomendamos los siguientes enlaces:

Soluciones para la diabetes proporciona la Guía práctica de actividad física y diabetes, donde se especifica los beneficios que comporta la práctica de ejercicio, recomendaciones para evitar hipoglucemias o cetosis, medidas preventivas antes de realizar deporte, entre muchos otros consejos.

En la biblioteca de Soluciones para la diabetes puedes encontrar las siguientes guías sobre diabetes en formato PDF descargables.

Compartir artículo

La información proporcionada en este artículo no reemplaza la relación entre el profesional sanitario y su paciente. En caso de duda, consulte siempre a su profesional sanitario de referencia.